W3Schools

Este niño sin hogar sufría del frío. Todo el mundo lo ignoró hasta que… ¡QUE VERGÜENZA!

En todas las ciudades, en casi cualquier esquina, sobre todo en las calles más populares y transitadas, nos encontramos con ellas. Personas sin hogar que se ven obligadas a vivir en la calle y a pedir algo de limosna para poder comer o simplemente ducharse. Es una situación trágica que parece que a nadie le importa, porque todos miramos para otro lado.

Es lo que ocurre en este vídeo que te traemos hoy, donde un chico sin hogar, desarrapado y con mucho frío, pide algo en las calles de una gran ciudad estadounidense. Por la ropa que llevan los viandantes, está claro que debe hacer mucho frío, y el chico acabe metiéndose dentro de una bolsa de basura para no congelarse del todo. Nadie le ayuda, ni siquiera le hablan.

Hasta que de repente, otro hombre sin hogar se acerca al verlo y se pone a hablar con él. Se da cuenta de la situación y le entrega su chaqueta, para que entre en calor. Sorprendentemente, es el hombre que menos tiene el único que ha decidido ayudar a este joven sin hogar, algo que realmente nos debería hacer reflexionar.

MIRA LO QUE LE PASA A ESTE NIÑO SIN HOGAR CUANDO ESTÁ PASANDO FRÍO EN LA CALLE

Se trata de un experimento psicológico que deja bien claro que en nuestra sociedad actual, las personas sin hogar son totalmente marginadas, incluso en situaciones tan extremas como esta.